La ofensiva de la patronal y el avance popular

A pocas semanas de las elecciones municipales, el ambiente político está cada vez más espeso. Los candidatos mediáticos realmente no son los alcaldes, sino que el relevo de Bachelet, es la verdadera disputa en la Nueva Mayoría y que hablar de la derecha que tiene varios velocistas corriendo los cien metros a las presidenciales.

Si hacemos un sencillo paneo ¿que nos encontramos?:

En lo formal, Ricardo Froilán Lagos Escobar (Santiago, 2 de marzo de 1938) es un abogado, economista, académico, investigador y político chileno. Fue presidente de Chile entre el 11 de marzo de 2000 y el 11 de marzo de 2006.

Lagos en lo concreto, se mostraba opositor a Pinochet. ¿Porque? Pues Chile era reconocido en el mundo entero por protagonizar una de las dictaduras más sangrientas de la historia. De ahí su campaña por posicionarse para gobernar el país con un velo supuestamente democrático.

Este personaje nefasto se encargó de concesionar todo el patrimonio “público”: carreteras, agua, pesqueras, electricidad, creo el CAE, impulsó el Transantiago entre otras nefastas decisiones para el pueblo.

“No me restaré a este desafío”

Entonces, clase política chilena nuevamente propone a Ricardo Lagos como una especie de mesías político, el cual llegaría  a “ordenar la casa”. El Libertador Lagos llegaría a supuestamente defender la incidencia empresarial en las políticas de estado. Por cierto, no correría solo, pues otro Libertador llamado Sebastián Piñera también tiene interés nuevamente en sentarse en el sillón presidencial de la Moneda.  Piñera esta vez juega al misterio y dice que analizara en Marzo la situación del país y ahí decidirá su futuro político.

Lagos ha sido hasta ahora apoyado por el  renunciado ex Ministro del Interior Jorge Burgos, parte de la Nueva Mayoría, además del Presidente de CODELCO Óscar Landerretche. Lagos, toma una postura nuevamente arrogante, ahora frente a su coalición y le pone a ésta condiciones.

La primera, lograr de aquí a fin de año un repunte en las encuestas y una disminución en el rechazo de los sectores más jóvenes. Para eso, en su equipo afirman que Lagos se presentará “más humilde que de costumbre”: reconociendo los errores de su pasada gestión y los problemas en decisiones de políticas públicas. Veremos que camino toma luego de las municipales.

Otro personaje nefasto, líder del empresariado chileno es Andrónico Luksic.

“Es clarísimo que se está imponiendo un clima anti empresarial que es dañino para el país”

“Escuché a Nicolás Sarkozy hablar de la dictadura de las minorías, algo que se está dando en todo el mundo, que es muy peligroso. Algo de eso hay aquí también”.

“Las pensiones son en muchos casos muy bajas, y eso es porque el ahorro es bajo”

Estas declaraciones fueron entregadas por el humano pero poderoso Luksic al diario La Tercera,  en el cual el empresario golpeó la mesa y le hizo un llamado a los políticos corruptos. 

Que hable el empresario y salte en la arena política representa la mano detrás del estado, la mano tras las leyes, la mano tras la política nacional, los negocios de Lagos y los privados, los negocios de Piñera, el privado supuestamente servidor público.

Sin embargo estas posturas, el actual escenario político sumando el factor #NoMásAFP, le da un  74% de desaprobación a la gestión de Bachelet, lo que demuestra el descontento de todos contra los acomodados, los honorables políticos y militares que toman alcohol con nuestros dineros.

Municipales y nuestra tarea

Las municipales se acercan y junto con ellos los candidatos corruptos, la relación directa entre militantes, entre conglomerados y la corrupción, ejemplo de esto la alcaldesa de Santiago Carolina Tohá, que para lavarse las manos hace propaganda con el mismo gobierno y es que están arrinconados. Otro caso es de Amplitud y sus “manos limpias”, sin embargo en Temuco, el caso Becker y los cruzeros en los que viajaban concejales y administrativos del Departamento de Educación, muestran los trapos sucios de cada sector político.

Luego de años, la clase trabajadora ha ido organizándose, luchando y buscando dignidad, desde las manifestaciones estudiantiles, desde la “Revolución pingüina” en las manifestaciones del 2011 hasta las protestas en Aysén, Freirina, la lucha del pueblo mapuche, entre otras de carácter territorial y social.

Todas estas luchas han tenido un gran sentido en el pueblo, con acciones reales de democracia. No esa de los empresarios, no esa de saqueos empresariales sino la real, la de base, la que nace en poblaciones y liceos, universidades, asambleas, esa base territorial que está sobre las instituciones establecidas.

Más que votar organizar y democratizar compañeros y compañeras.

Por Eduardo García Valenzuela, ex-vocero Aces, Zonal Sur (2013-2014) y estudiante de Comunicaciones y Relaciones Públicas.